top of page

La Gestión Estratégica del Talento Humano en tiempos dinámicos

Una oportunidad para proveer Valor Empresarial




Quiero iniciar desde donde parece que todo comienza. Un tiempo donde el auge sobre la atención hacia el mundo de los negocios, las empresas y las organizaciones se ha intensificado y donde cada vez más, se observan muestras de cómo este sector, por así llamarlo, insiste en cautivar a los experimentados y calificados Talentos, así como a las nuevas generaciones, cosa qué sin duda, demanda la presencia de una capacidades robusta, por parte de quienes llevan a cabo la ardua responsabilidad que implica Gestionar el Talento Humano de manera estratégica y con ello, la gran oportunidad que esto genera de proveer “Valor Empresarial”.


Ahora bien, acá me permito asumir que quizá al leer el término “Valor Empresarial”, comiences a pensar en muchas ideas sobre lo que crees que representa el Valor que poseen las empresas, compañías o corporaciones y aquí me detengo para aclarar qué sobre ello, que en este momento, me refiero a lo que en mi opinión muy particular, en combinación con otros recursos, procesos y áreas de alto valor que conforma el ámbito organizacional, existe el que sigue siendo el Capital de mayor Valor que pueda poseer un ente que se jacte de referirse a sí mismo, como una estructura empresarial calificada para escalar y crecer como un negocio sólido, exitoso y atractivo.


Pues sí, me refiero al Capital Humano o como prefiero llamarlo: al “Talento Humano” que integra ese modelo de negocio, ya sea tanto el que forma actualmente parte de su plantilla, como el que se pretende captar y a partir de allí, el que se desea fidelizar.


Tal vez, te preguntes:


¿A qué se debe esta afirmación o aseveración al considerar al “Talento Humano” como el Capital de mayor Valor que puede poseer una empresa?.


¡Es sencillo!


Este recurso humano, será quién ayude a la empresa a lograr los resultados que ésta estime para convertirse o posicionarse como una de las más competitivas en el mercado, en lo que a su rubro se refiere, claro está, que dicha declaración corresponde a una de las aspiraciones más comunes que enuncian los Fundadores, Propietarios, Directores o CEO al momento de responder a la consulta: ¿En qué te gustaría que se convierta tu empresa?.


Con este argumento que te acabo de dar, no pretendo convencerte del beneficio e impacto que sé que tiene este enfoque, pero sí a brindar gran atención lo que creo que hoy más que nunca, tiene el Valor que representa el Capital Humano que integra tu negocio y de cuán merece que forme parte del foco de tus acciones estratégicas, lo que hará surgir la gran posibilidad de proveer “Valor Empresarial”.





Así qué, si en estos momentos estás a cargo de un Rol como Fundador, Director, Gerente, CEO, Líder o bien, uno en el que la Gestión o Administración del Talento Humano forma parte de tus funciones o responsabilidades, ¡FELICIDADES!, pues significa que tienes la oportunidad de oro de proveer “Valor Empresarial”. Un valor que va más allá de cumplir con actividades y tareas que se derivan de la operatividad o de la incesante necesidad de cumplir con las metas. Se trata de un valor que La Gestión Estratégica del Talento Humano, es capaz de promover y que resulta visible y perceptible ante quienes se puedan sentir atraídos por lo que dicho Valor proyecta, promete y demuestra en sus acciones, comportamientos y decisiones.


Si esta lectura, te ha llevado hasta aquí, me atrevo a suponer que podrías considerar que Gestionar el Talento Humano de manera Estratégica, es significativamente difícil, innecesario o casi imposible; sin embargo, tengo una noticia para ti! “este enfoque va a permitir, tanto a tí, a tu equipo y a la empresa que te pertenece o representas, lograr generar resultados extraordinarios”.


Sin duda, el desafío está presente y más aún, en momentos y tiempos tan dinámicos como los actuales, donde la tentación de enfocar la mayor cantidad y calidad de tiempo y recursos en niveles de acción que atiende lo administrativo, operativo y cotidiano, se hace permanente y donde lo estratégico, dirigido a un tema tan valioso e importante como lo es la Gestión del Talento Humano que contemple su desarrollo, motivación y bienestar, la verdad corre peligro de extinción.


¡Seguimos con las buenas noticias! pues, este desafío demanda un replanteamiento urgente que incluye: creatividad, innovación, agilidad, adaptabilidad, liderazgo colaborativo y transformador, trabajo en equipo, mentalidad emprendedora, agilidad emocional, dinamismo y mucho de lo que, seguro a estas altura ya conoces sobre lo que forma parte de las capacidades, competencias, talentos, fortalezas o habilidades que tanto a nivel individual, de equipos como organizacional, es necesario que esté presente en el estilo de gestión empresarial actual.


La solución se encuentra a la mano, así que no hay tiempo que perder, pues si bien es cierto que el mundo organizacional es complejo, la verdad resultaría lamentable, evitar ser testigo del éxito, crecimiento y expansión de un modelo de negocio que posee todo el potencial para lograrlo y más, si este es vulnerable de convertirse en algo exponencial, lo que al ser manejado mediante una cultura de Gestión Estratégica del Talento Humano, es también conducido a la gran oportunidad para proveer Valor Empresarial, no sólo a un colectivo, si no también a la humanidad y al planeta.



Deborha Melendez

Consultor en Estrategia Corporativa & Desarrollo de Talento Humano

Consultoría/Coaching/Asesoría/Formación

Instagram: @deborhamelendez





0 comentarios

Comments


bottom of page